El Encin: una bodega para la investigación

Esta visita la realicé en Septiembre de 2006. No se trata de una bodega al uso, ya que no se pretende comercializar el vino, sino realizar diferentes investigaciones. Esta finca está de actualidad porque en parte de sus instalaciones se está construyendo un centro que pretende ser de la naturaleza, pero que incluye dos campos de golf. Afortunadamente estas nuevas instalaciones no afectan al área de viñedo ni a la bodega.

Haciendo click sobre la siguiente fotografía, que muestra el edificio principal de El Encin, se puede acceder al folleto publicado por el IMIDRA (Instituto Madrileño de Investigación y Desarrollo Rural, Agrario y Alimentario) donde se pueden ver con detalle las actividades que se realizan en este y otros centros de investigación

el-encin1

Edificio Principal de "El Encin". Hacer click en la imagen para ver folleto

He aquí lo publicado en su dia:

La verdad es que ha sido todo un placer la visita a las instalaciones de investigación agraria que la Comunidad de Madrid tiene en la finca El Encín, cerca de Alcalá de Henares. La visita es un lujo por dos motivos: Por su museo ampelográfico (ya diremos que significa esto) y por su bodega.

Museo ampelográfico

Esta palabreja deriva de otras dos de origen griego, que son: “ampelo”, que significa vid, y “grafos”, que significa descripción. Pues bien, en El Encín se trabaja en dos direcciones:

 – Por un lado la identificación de las diversas variedades a traves del aspecto externo de la planta: sumidad (brote), hojas, racimos, bayas y sarmientos, estableciendo además, y gracias a esto las correctas sinonimias de cada planta en España y resto del mundo. Y la verdad es que hay alguna sorpresa, como que la Malvasía riojana no está emparentada con la Malvasía sino con la Alarije extremeña.

 – Por otro lado, se trabaja para conocer las aptitudes de cultivo y fisiológicas de cada variedad, como son la brotación, floración, cuajado, maduración, producción, calidad del fruto, resistencia a enfermedades, y lo mas importante, calidad y cualidades de los vinos elaborados con ellas en su propia bodega. Pero esto último lo veremos despues.

Vista parcial del museo

Vista parcial del museo

 Desde luego el mejor momento para realizar la visita es este, ya que puedes ver los racimos en todo su esplendor, y probar el sabor de todas las variedades que quieras, hasta algunas que ya solo es posible encontrarlas allí. Como datos curiosos decir que El Encín tiene una de las mas importantes colecciones de vid a nivel mundial (solo por detras de la de Montpelier en Francia) con mas de 3.000 variedades distintas. El museo propiamente dicho cuenta con una “pequeña” representación de 233 variedades (incluye portainjertos, híbridos y plantas silvestres). Quizá lo mas importante de la labor que allí se realiza es la conservación y estudio de las posibilidades de diversas variedades que han estado al borde de la desaparición, así como de sus posibilidades a la hora de una hipotética vinificación y posterior comercialización, por lo que podrían llegar a recuperarse. De hecho, cualquier interesado en conseguir sarmientos de cualquiera de las variedades cultivadas no tiene mas que ponerse en contacto con ellos, y cuando realizan la poda te los guardan para que puedas injertarlos (yo ya me he reservado unos de tempranillo y syrah).

 La bodega

Esta es otra de las actividades paralelas a la ampelografía. El hecho de disponer de tantas variedades facilita la investigación en la vinificación de estas, y esto es básicamente lo que se hace en la bodega. En estos momentos están abiertas varias investigaciones con diversas variedades, como una que está centrada en las variedades cultivadas en las Islas Baleares.

Vista parcial de la bodega

Vista parcial de la bodega

 Lo curioso de esta bodega es que tiene que trabajar con muchas variedades y poca cantidad, por lo que cuenta con multitud de depósitos de todos los tamaños, desde los mas grandes con 2.000 litros a pequeños depósitos de 100 y 50 litros, teniendo hasta garrafas de vidrio para vinificaciones mas pequeñas (de las cuales yo he tomado buena nota para mis futuras vinificaciones en vidrio) Dispone también de barricas bordelesas y otras mas pequeñas de dos arrobas (36 litros) Y tras la cata de uno de estos vinos experimentales (lastima que no se comercialicen) terminamos esta mas que interesante visita para cualquier amante de la vitivinicultura.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: